Skip to content

5 hábitos saludables que ayudarán a mantener fuerte la vejiga

Julio 16, 2021

La incontinencia puede ser debilitante, incómoda y vergonzosa, pero hay algunas cosas simples que puede hacer para ayudar a mantenerla a raya.

La incontinencia urinaria (pérdida involuntaria de orina de la vejiga) es sorprendentemente común.

“La incontinencia no es solo una ‘condición de las personas mayores’; afecta a más de cinco millones de australianos y una de cada cuatro personas de 15 años o más padece incontinencia ”, dice la fisioterapeuta de salud pélvica Annabelle Citroen.

¿Qué causa la incontinencia urinaria?

“Hay tantos conceptos erróneos”, dice Annabelle.

Entre ellos se encuentra la creencia de que el parto “natural” es el culpable de los problemas de salud pélvica.

“Si bien los partos vaginales pueden contribuir a la debilidad de los músculos del piso pélvico, también puede hacerlo el embarazo solo debido a los aumentos de peso asociados y la presión subsiguiente sobre el piso pélvico”, dice Annabelle.

De echo, la incontinencia no es exclusiva de las mujeres.

“Los hombres también tienen músculos del suelo pélvico, que cumplen funciones similares en el control de la vejiga y los intestinos y la función sexual, y que también pueden desarrollar debilidad que resulta en incontinencia”, dice Annabelle.

Ella dice que las causas de la incontinencia a menudo se malinterpretan, lo que a su vez puede disuadir a las personas de buscar asesoramiento médico.

“Existe la creencia de que las condiciones de salud pélvica son una parte normal del proceso de envejecimiento y, por lo tanto, algo con lo que uno tiene que ‘vivir’, lo cual es simplemente falso”, dice Annabelle.

“Debido a que las condiciones de salud pélvica son más comunes con la edad avanzada, invertir en la prevención más temprano en la vida puede ayudar a reducir el riesgo de desarrollar una condición de salud pélvica”.

  • Cuerpos embarazosos: Preguntas que tiene miedo de hacerle a su médico

Cómo prevenir la incontinencia y mejorar los síntomas

Los buenos hábitos de la vejiga y los intestinos, y el mantenimiento de la salud física en general, son clave para prevenir la incontinencia, dice Annabelle.

Esta Semana Mundial de la Continencia (15-22 de junio), la Fundación Continencia de Australia fomenta estos cinco hábitos saludables para promover una vida larga, independiente y continental:

1. Mantente activo

La incorporación de al menos 30 minutos de actividad física todos los días puede ayudarlo a mantenerse en buena forma física y en un peso saludable.

2. Come bien

Asegúrese de incluir una cantidad adecuada de fibra dietética de una variedad de fuentes vegetales todos los días, para promover una buena salud digestiva.

3. Bebe bien

Asegurar el consumo de líquidos adecuados para mantener la salud digestiva y de la vejiga.

Las bebidas que contienen cafeína y alcohol pueden irritar la vejiga, por lo que el agua es la mejor opción.

4. Ejercita tu suelo pélvico

Un suelo pélvico que funcione bien es su mejor seguro contra la incontinencia, y la buena noticia es que puede entrenarse independientemente de su edad, sexo o nivel de condición física.

“Los ejercicios de Kegel, también conocidos como ejercicios de los músculos del suelo pélvico, tienen un papel importante que desempeñar en la salud pélvica óptima”, dice Annabelle.

“Los músculos del suelo pélvico que funcionan bien son aquellos que son lo suficientemente fuertes para sostener y controlar la vejiga y el intestino, y al mismo tiempo necesitan poder relajarse de manera efectiva para permitir un vaciado fácil y completo de la vejiga y los intestinos”.

Si nunca ha realizado ejercicios de Kegel, un fisioterapeuta especializado en salud pélvica puede ayudarlo a aprender la mejor técnica.

5. Practique buenos hábitos de aseo

A veces puede tener la tentación de ir al baño “por si acaso”.

Pero con el tiempo, esto puede reducir la capacidad de retención de la vejiga, lo que significa que es posible que no pueda aguantar tanto tiempo como sea necesario.

Cómo obtener ayuda profesional

“Abordar los cinco hábitos saludables es un buen punto de partida”, dice Annabelle. “Más allá de eso, hable con su proveedor de atención médica de confianza o con un profesional de la salud pélvica o de continencia”.

La Continence Foundation of Australia tiene una línea de ayuda gratuita y confidencial en el 1800 330 066 y puede proporcionar información y asesoramiento, así como detalles de los proveedores locales de servicios de continencia.

  • Dolor de estómago: Razones por las que puede tener dolor de estómago, calambres o hinchazón

Escrito por Charlotte Brundrett.